6 porciones


Ingredientes

500 gramos de espagueti

Sal, al gusto

1 1/2 tazas de lentejas, cocidas y escurridas

1 taza de crema

1 taza de leche

250 gramos de tocino, picado



Paso a paso

1. Cocina la pasta en agua hirviendo con sal hasta que esté al dente, vacía a un escurridor y reserva.


2. Licua las lentejas con la crema y la leche hasta obtener una mezcla homogénea, vierte en un tazón.


3. Fríe el tocino en una cacerola, cuando comience a dorar retira el exceso de grasa y ahí mismo fríe la

salsa hasta que hierva (si está muy espesa agrega un poco más de leche).


4. Incorpora la pasta, rectifica la sazón, revuelve con cuidado y sirve.





6 porciones

Ingredientes
4 tomates
1 diente de ajo
1 pizca de mejorana
1 cucharada de consomé
1/2 kilo de tortillas
Aceite vegetal, el necesario
2 chiles anchos
100 gramos de queso, rallado
1/4 de crema
100 gramos chicharrón duro de cerdo
1 aguacate

Paso a paso

1. Pon a cocer los tomates, licua con el ajo y mejorana. Una vez licuado, ponlos a hervir con agua, la necesaria, y consomé.

2. Corta las tortillas en cuadritos y fríe. Retira las semillas a los chile anchos y dora en aceite.

3. Las tortillas se sirven en un plato hondo y agrega la salsa bien caliente, adorna con queso, crema, el chile ancho dorado y pedacitos de chicharrón y aguacate.




2 porciones

Ingredientes
250 gramos de espagueti
2 tomates
Aceite de oliva extra virgen, el necesario
2 dientes de ajo
Albahaca fresca
Sal, al gusto
Pimienta negra, al gusto
Jugo de aceituna

Paso a paso
1. Coce la pasta en abundante agua hirviendo con sal. Mientras tanto, pela y pica los tomates en cubitos.

2. En una sartén con aceite a fuego bajo, añade los dientes de ajo sin piel, deja unos minutos y agrega los cubitos de tomate y unas cuantas hojas de albahaca.

3. Añade sal y pimienta al gusto y deja cocer a fuego lento, mientras se termina de hacer la pasta. Retira los dientes de ajo y la albahaca, que eran sólo para aromatizar.

4. Escurre los espaguetis, sirve en dos platos, coloca los cubitos, aparte mezcla jugo de aceituna y lo que soltó el tomate, y adorna con pimienta negra y unas hojas de albahaca.





300g de arroz precocido
2 huevos
200 grs. de carne de res en pedacitos (puede ser pollo o puerco y combinarse mas de una).
100 grs de jamón o mortadela.
200 grs. de camarones.
1 manojo de cebollines pequeños.
100 grs. de germen de soja.
1/2 cebollas.
sal y pimienta.
aceite.
salsa de ostiones al gusto
salsa de soja al gusto.
chícharos al gusto.


Preparación del arroz,
El arroz se lava muy bien, eliminando todo el almidón que contiene, y se coce con agua salada durante 15 minutos aproximadamente, después se lava con agua fría y se deja escurrir, se necesita lo mas seco posible.

Batir los dos huevos y preparar una tortilla, una vez cocida se corta en cuadritos pequeños.

En una olla o sartén grande se pone el aceite cuando calienta un poco agregar la cebolla picada, seguidamente las carnes y se dejan sofreir un poco, añadir el cebollin sin rabo, añadir el germen de soja y los chícharos(al gusto) seguidamente del arroz ( frío y bien escurrido) revolver cuando esta todo caliente añadir la salsa de ostiones, sal y pimienta ( a tu gusto) agregar el huevo y los camarones al arroz y retirar del fuego.

Servir acompañado de salsa de soja



6 porciones

Ingredientes
800 gramos de lengua de res, precocida
1 cebolla
3 dientes de ajo
6 tomates
3 chiles cuaresmeños
1 rama de cilantro
Sal, al gusto
1/2 kilo de tortillas de maíz

Paso a paso
1. Cocina la lengua de res en la olla de presión con agua suficiente para cubrirla, la mitad de la cebolla y dos ajos durante 30 minutos, después de que escape el vapor.

2. Deja enfriar la olla antes de abrirla, saca la carne y retírale el pellejo blanco; pícala en trozos y reserva.

3. En agua suficiente cocina los tomates, los chiles, el resto de la cebolla, el otro ajo y sal, hasta que la piel de los tomates se les comience a desprender.

4. Pela los tomates, ponlos en la licuadora con los demás ingredientes hervidos y 1 taza de agua; sazona.

5. Sofríe lo licuado en una cacerola con aceite y cuando comience a burbujear, agrega la rama de cilantro y, por último, integra la lengua de res, cocina hasta que quede casi seco y sirve con las tortillas.

6 porciones

Ingredientes
1/2 kilo de lengua de res, precocida
1/2 cebolla
1 diente de ajo
1 rama de tomillo
2 hojas de laurel
3 pimientas gordas
Sal, al gusto
1/2 kilo de tortillas de maíz
Aceite vegetal, el necesario
1/2 lechuga, lavada, desinfectada y picada
1 taza de crema
1 taza de salsa picante (roja o verde)

Paso a paso
1. Cocina la lengua de res en la olla de presión con suficiente agua para cubrirla, agrega la cebolla, el ajo, el tomillo, el laurel, las pimientas y sal, 30 minutos después de que escape el vapor.

2. Deja enfriar la olla antes de abrirla, saca la carne y retírale el pellejo blanco, pícala en trozos chicos.

3. Calienta las tortillas, reparte la carne y enróllalas para formar los tacos; fríelos en una sartén con aceite caliente hasta que doren.

4. Distribuye los tacos entre las porciones y sírvelos con lechuga, crema y la salsa picante de tu preferencia.




Los camarones pertenecen al grupo de los crustáceos dentro de los mariscos, un alimento que presenta un nivel muy bajo en grasas y calorías, comparado con la carne de pollo, res o cerdo.

Se lo consigue durante todo el año, pero es especialmente recomendado en los meses en curso, ya que en invierno se lo consigue a mejor precio en el mercado.

Además contiene niveles medios/elevados de colesterol, y entre sus componentes encontramos Carotenos, Beta carotenos, Omega-3, Pre-vitamina A y buenos valores de antioxidantes

En cuanto a minerales destacan el Yodo, Sodio y Fosforo, y las Vitaminas B3, B12 y D y ácido fólico.

Comparte sus propiedades nutricionales con la mayoría de los crustáceos, se recomienda su consumo con moderación en personas con alto colesterol en sangre, o con alto contenido de Sodio.


4 Porciones
Ingredientes
Aceite vegetal
1 cebolla, fileteada
3 dientes de ajo, machacados
3/4 de kilo de camarones medianos
Sal y pimienta, al gusto
4 chiles de árbol, picados
3 tomates, partidos en cuartos


Paso a paso

1. En una cacerola con aceite sofríe la cebolla y el ajo hasta que la cebolla esté transparente y el ajo dorado.

2. Sazona los camarones con sal y pimienta e incorpóralos a lo anterior, cuando cambien de color añade el chile y el tomate, revuelve, retira del fuego y sirve.


El salmón es un pescado azul o graso que aporta unos 11 gramos de grasa por cada 100 gramos de carne, un contenido similar al de las sardinas, el jurel o el atún. La grasa es rica en omega-3, que contribuyen a disminuir los niveles de colesterol y triglicéridos plasmáticos, y además aumentan la fluidez de la sangre, lo que previene la formación de coágulos o trombos. Por este motivo, se recomienda el consumo habitual de salmón a la población general, y en particular en caso de trastornos cardiovasculares. El salmón es una excelente fuente de proteínas de alto valor biológico, al igual que el resto de pescados.

En cuanto a vitaminas, destaca la presencia de algunas pertenecientes al grupo B como la B2, B3, B6 y B9 y B12. Éstas permiten el aprovechamiento de los nutrientes energéticos, es decir, hidratos de carbono, grasas y proteínas e intervienen en procesos de gran importancia (formación de glóbulos rojos, síntesis de material genético, funcionamiento del sistema nervioso y del sistema de defensas, etc.). No obstante, la cantidad presente de estas vitaminas no es muy significativa si se compara con otros alimentos ricos en estos nutrientes.

La riqueza en grasa del salmón hace que contenga cantidades interesantes de algunas vitaminas liposolubles como la A y la D. La A contribuye al mantenimiento, crecimiento y reparación de las mucosas, piel y otros tejidos del cuerpo. Además, favorece la resistencia frente a las infecciones, es necesaria para el desarrollo del sistema nervioso y para la visión nocturna. También interviene en el crecimiento óseo, en la producción de enzimas en el hígado y de hormonas sexuales y suprarrenales. La vitamina D regula los niveles de calcio en la sangre y favorece la absorción y fijación de este mineral en los huesos.

4 Porciones
Ingredientes
3 cucharadas de perejil, finamente picado
1 cebolla mediana, finamente picada
4 cucharadas de aceite vegetal
Sal y pimienta, al gusto
4 rebanadas o filetes de salmón

Paso a paso

1. Mezcla el perejil, la cebolla, el aceite, sal y pimienta, cuando estén integrados añade el salmón y báñalo con la marinada para impregnarlo bien.

2. Cubre con plástico autoadherible y deja reposar una hora a temperatura ambiente.

3. Escurre el exceso del líquido y asa el salmón en una parrilla caliente hasta que esté cocido.
Sirve las porciones con un poco de la marinada de perejil.




Los mejores pollos son los de tamaño y peso medianos. La carne debe estar apretada (tierna y elástica) y no debe ser blanda. La piel, lisa –los pollos industriales indefectiblemente tienen la piel granulosa y un poco más gruesa pero tenemos que tratar que sea lo más lisa posible-. Las patas, finas y brillantes, de aspecto escamado y con uñas blandas. El pico blando y el hueso de la pechuga flexible indican un pollo joven y tierno. Un mal indicio en los pollos congelados y embolsados es la piel despegada de la carne y de color amarillo. Hay que cuidar que esté bien congelado; si hay líquido en la bandeja o hielo pegado no ha sido correctamente congelado. Los hay de piel blanca, y no está mal, pero los de piel rosada también son muy buenos.

4 Porciones
Ingredientes
4 milanesas de pollo
3 manzanas, peladas y picadas
2 dientes de ajo, machacados
1/3 de taza de jerez
Sal y pimienta, al gusto
Aceite vegetal, el necesario


Paso a paso
1. En una sartén calienta un poco de aceite y fríe el ajo hasta que dore.

2. Agrega la manzana, mueve para impregnarla de grasa y cuando se vea brillosa, vierte el jerez, baja el fuego y cocina hasta que la manzana esté suave, retira de la estufa y deja enfriar.

3. Sazona las milanesas con sal y pimienta, reparte la manzana entre ellas, dóblalas a la mitad (como quesadilla) y atora con palillos.

4. Fríelas en una cacerola con aceite caliente y a fuego bajo, 15 minutos o hasta que estén cocidas y doradas.

Nota: acompaña con ensalada.



Los quesos son los lácteos más deliciosos, pero es un alimento con muchas calorías. Además contiene grasas saturadas, porque es un derivado de origen animal, así que si quieres cuidar tu dieta debes consumir los de bajas calorías y tenor graso.

La porción recomendada de queso al día es de 30 gramos, además de 1 vaso de leche o yogur desnatado. Los niños y adolescentes pueden consumir hasta una porción de 40 gramos de queso al día.

Además de calorías, el queso contiene los siguientes nutrientes:

Aporta vitaminas A, D, B12 y B2, que protegen de las infecciones, cuidan la piel, mejoran la cicatrización y favorecen el buen funcionamiento del sistema nervioso y cardiovascular.

Contiene proteínas de buena calidad, al igual que las carnes rojas, que ayudan a formar, reparar y mantener los tejidos del cuerpo.

Es rico en calcio y fósforo, que ayudan a la formación y cremiento de los huesos. Una porción de 100 gramos de queso equivale a un aporte de 1000 mg de calcio, más que suficiente para el requerimiento diario de este mineral.

4 Porciones
Ingredientes
1 lechuga mediana
200 gramos de queso Oaxaca, cortado en cubos
200 gramos de queso panela, cortado en cubos
200 gramos de queso manchego light, cortado en cubos
Para la vinagreta:
3 tomates, sin semillas y picados
1/4 de taza de aceite de oliva
1 cucharada de vinagre balsámico
1 cucharadita de orégano molido
Sal y pimienta, al gusto

Paso a paso

1. Para hacer la vinagreta: en un tazón mezcla los ingredientes y reserva a temperatura ambiente.

2. En una ensaladera acomoda una cama de lechuga, encima distribuye los quesos, baña con la vinagreta y sirve las porciones.





4 Porciones
Ingredientes
Aceite vegetal, el necesario
2 dientes de ajo, picados
1 1/2 tazas de ramitos de brócoli
1 pimiento verde, sin semillas y cortado en cubos
4 tallos de apio, picados
8 champiñones, rebanados
6 espárragos, cocidos y picados
200 gramos de germinado de soya
Sal y pimienta, al gusto
2 cucharadas de salsa de soya, reducida en sodio
2 cucharadas de salsa inglesa

Paso a paso

1. En una cacerola con poco aceite sofríe el ajo, cuando esté dorado, incorpora el brócoli y el pimiento y cocina hasta que estén suaves.

2. Integra el apio, los champiñones y los espárragos, baja el fuego y cocina 10 minutos o hasta que los champiñones estén cocidos (cambian de color).

3. Agrega el germinado, sazona con sal y pimienta y cuando esté suave retira del fuego. Sirve con las salsas.

Nota: puedes servir la ensalada caliente o a temperatura ambiente.


El queso es un alimento sólido elaborado a partir de la leche cuajada de vaca, cabra, oveja, búfala, camella u otros mamíferos rumiantes. Es la conserva ideal pues muy difícilmente se estropea con el transcurso del tiempo ya que al secarse mejoran sus cualidades en relación al peso. La leche es inducida a cuajarse usando una combinación de cuajo (o algún sustituto) y acidificación

4 Porciones
Ingredientes
2 zanahorias, peladas y cortadas en cubitos
2 tallos de apio, picados
1 taza de chícharos
Sal y pimienta, al gusto
400 gramos de queso panela
1/3 de taza de aceite de oliva
2 cucharadas de jugo de limón
4 cucharas de vinagre balsámico
2 cucharadas de albahaca, fresca picada

Paso a paso

1. Cocina los vegetales en una olla con agua suficiente y sal hasta que estén cocidos; retíralos y escúrrelos.

2. Corta el queso en cuatro partes iguales y colócalas en un refractario; pon las zanahorias, el apio y los chícharos.

3. En un tazón mezcla el aceite de oliva, el jugo de limón, el vinagre balsámico, la albahaca, sal y pimienta; vierte sobre los quesos.

4. Cubre con plástico autoadherible y deja marinar durante 30 minutos, mínimo, a temperatura ambiente.

5. Al momento de servir, acomoda una porción de queso en cada plato y reparte las verduras y la vinagreta.


4 Porciones
Ingredientes
1 paquete de 190 gramos de queso crema light
1/2 taza de vino blanco
1 cucharadita de mostaza
1/4 de taza de leche baja en grasa
6 milanesas de cerdo
Sal y pimienta, al gusto
Aceite vegetal, el necesario

Paso a paso
1. Pon en la licuadora el queso, el vino, la mostaza y la leche; procesa para obtener una mezcla homogénea; vierte en un tazón y reserva.

2. Sazona las milanesas con sal y pimienta y fríelas en una cacerola con aceite por ambos lados hasta que comiencen a dorar.

3. Báñalas con la crema de queso y cocina 15 minutos a fuego bajo o hasta que la carne esté cocida.

Nota: si la salsa espesa demasiado, agrega un poco de agua, deja hervir y rectifica la sazón.